Viendo 1 entrada (de un total de 1)
  • Autor
    Entradas
  • #16680

    El liderazgo ético engendra unos valores que establecen una comunidad sana y atrayente. Procesos, personas, sistemas y propósito están alineados con una claridad y excelencia en el actuar. No obstante la ética es el ejercicio de los valores en acción, lo que logra la felicidad personal, y es este caso la excelencia corporativa.
    Sólo
    Actuar desde los valores éticos, engendra otros valores que atraen. Hoy no me quiero extender. quiero ver la importancia de ejercerlo como ultravalor e integrarlo en los miembros, clientes y proveedores de una empresa.

    Éste liderazgo en el mundo empresarial es premisa para un equilibrio entre personas y acciones. Desde el liderazgo ético que se ejerce y transmite a través de la comunicación a toda organización, se pueden ver y generar los auténticos riesgos y el impacto que a veces desde el consejo de administración no se ve. En el fondo es la cultura que penetra toda la empresa.

    Cuándo éste falta, los sistemas de compliance corporativo fallan, bien porque brillan por su ausencia bien porque se maquillan y no son eficaces. Se altera la probabilidad y el impacto. No se forma en los procesos de compliance a las personas que integran la empresa.

    Y cuándo no se previene, -hablamos de libertad sin tomar en cuenta la variable de la responsabilidad personas y la social corporativa- el estado legisla. A veces ni aún así se reacciona. Brilla por su ausencia en muchas empresas la falta implantación en sistemas de prevención y canales de implementación, o se maquilla la probabilidad e impacto.

    Sólo atendemos reactivamente cuando se produce una sanción. Y ésta viene de la mano de la responsabilidad de un trabajador, cliente o proveedor que, herida su dignidad, se empodera y actúa como debe. Tomando cartas en el asunto y poniendolo en conocimiento del órgano competente.

    No aprendemos. Más vale prevenir que curar, dice el refrán castellano. Pero ni aún así. Sólo atendemos cuando nos afecta el bolsillo por sanciones en el ámbito penal, de protección de datos o en el sistema tributario, se nos puede imputar de algún delito, a empresa o responsable.

    Tomemos consciencia de dónde nos puede llevar un buen liderazgo ético, cómo afecta a nuestra reputación, y siendo egoístas, a nuestro Roi, retorno de inversión.

    Tomemos consciencia. Porque no se lidera así de un día para otro y hay mucho en juego. Una cultura en la que tanto líderes como plantilla formada y clientes tomen partido en el proceso de implantación de compliance hará que sea realmente efectivo.

    La ley debiera ser el mínimo exigible, y las empresas en su capacidad de autorregularse debieran prevenir de forma proactiva una cultura de cumplimiento que abarque todo lo expuesto, mediante previsión, evaluación, formación, corresponsabilidad y revisión permanente.

Viendo 1 entrada (de un total de 1)

Debes estar registrado para responder a este debate. Login here

Abrir chat
1
💬 ¿Necesitas soporte?
Escanea el código
Powered By: Compliance360
Escríbenos para poder ayudarte...